Se trata de una aplicación desarrollada en el marco del Plan Nacional frente a la Resistencia a los Antibióticos (PRAN) con el objetivo de optimizar y homogeneizar la prescripción de los tratamientos antibióticos y, con ello, disminuir el riesgo de aparición de microorganismos resistentes.

El Consejo Andaluz de Enfermería informa de que la Guía terapéutica antimicrobiana del SNS ya se encuentra disponible para su descarga y consulta por parte de los sanitarios. En concreto, se trata de una herramienta para la ayuda en la prescripción cuyo objetivo es facilitar la promoción de buenas prácticas de uso de estos en el entorno sanitario, en el hogar, entre animales y en el medio ambiente.

Por su parte, la guía se dirige a profesionales sanitarios de Atención Primaria, Pediatría, Urgencias, Odontología y centros sociosanitarios. En ella, encontrarán recomendaciones para el abordaje de los procesos infecciosos más prevalentes en adultos, niños y pacientes asistidos en centros sociosanitarios, recomendaciones basadas en la evidencia y en patrones de resistencia, uso de antimicrobianos en situaciones especiales: insuficiencia renal, hepática, embarazo, lactancia, sobrepeso y obesidad, así como un manual de obtención de muestras para el diagnóstico microbiológico y consideraciones sobre la prescripción diferida de antibióticos.

En este sentido, desde el Consejo insistimos en que esta guía es una herramienta basada en el rigor científico y muy necesaria a tener en cuenta para la toma de decisiones clínicas en el ámbito asistencial. De hecho, Los planteamientos innovadores de esta guía, que propiciaron su consolidación como base de la Guía Terapéutica Antimicrobiana del Sistema Nacional de Salud para el ámbito comunitario del Plan Nacional frente a la Resistencia a los Antibióticos (PRAN), han sido, entre otros, la calidad científica y el rigor metodológico, para basarse en las mejores evidencias disponibles y en los datos de resistencias bacterianas locales y garantizar la selección de las mejores alternativas en nuestro ámbito; y el establecimiento de criterios únicos para el abordaje terapéutico y la selección de tratamientos en los pacientes con procesos infecciosos en la comunidad, con independencia del ámbito asistencial en que son atendidos, unificando actuaciones para Atención Primaria y Hospitalaria.

Resistencia antimicrobiana en Andalucía

Los antimicrobianos son medicamentos esenciales para tratar las infecciones tanto en humanos como en animales. Sin embargo, su uso facilita la selección de microorganismos que han desarrollado mecanismos para adaptarse y sobrevivir en su presencia, eliminando a aquellos que no se han adaptado. Como resultado, las infecciones por microorganismos resistentes son cada vez más frecuentes y la capacidad de respuesta frente a los mismos es menor.

De hecho, entre marzo y junio de 2020 se disparó el consumo de algunos antibióticos tanto en el conjunto de España como en Andalucía. No obstante, la mayoría de los equipos de los hospitales y distritos sanitarios andaluces han sido capaces de controlar esta desviación de una forma rápida y eficiente gracias a la aplicación de los protocolos de manejo clínico establecidos.

Es por ello por lo que, para este Consejo, la resistencia a los antimicrobianos es un grave problema de salud pública. Desde la enfermería andaluza continuaremos dedicando esfuerzos a concienciar a los profesionales, población e instituciones acerca de la gran trascendencia que este grupo de fármacos tienen para el tratamiento de múltiples infecciones bacterianas y de las enormes consecuencias negativas que su mal uso produce sobre la salud pública.

Descarga la APP

Por su parte, la aplicación se encuentra disponible para su descarga tanto en dispositivos ANDROID, IOS (Apple) como en versión web para el ordenador. https://resistenciaantibioticos.es/es/lineas-de-accion/control/guia-de-prescripcion-de-antibioticos-en-humanos

Una aplicación digital que puede utilizarse como herramienta de ayuda a la toma de decisiones en el punto de atención al paciente y como soporte para la formación y la realización de asesorías clínicas. Además, su diseño permite la actualización continua tanto de las recomendaciones y las notas de seguridad como de sus funcionalidades, así como su adaptación a otros entornos locales.